Baños de lujo, como amueblarlos y decorarlos

Los baños de las casas suelen ser la habitación a la que menos recursos se les presta a la hora de decorar, reformar o construir una vivienda. Pero, son los cuartos de baño de lujo, lo que le da ese valor extra a una vivienda. Y seamos claros, un aseo de lujo no tiene porqué ser el más caro ni mucho menos, tan solo se necesita un buen espacio funcional y una decoración concreta, acorde al estilo de tu vivienda.



¿Cómo decorar un baño y revalorizar así una vivienda?

En primer lugar, debemos decantarnos por uno de los dilemas que se repiten en todas las reformas, ¿bañera o ducha? Teniendo en cuenta que hablamos de baños de lujo, con una correcta distribución, se pueden incluir las dos opciones. Una bañera jacuzzi para ese miembro de la pareja que le gusta tomarse largos baños de espuma, y una ducha funcional para ese otro miembro que siempre va con prisa.

La decoración de la bañera deberá seguir el patrón del mismo cuarto de baño, si nuestra casa tiene un estilo rústico, la bañera deberá seguir ese estilo, incluyendo madera o roca en el estampado. Sin embargo, si el estilo es minimalista se puede escoger un diseño de mármol u otro material pulido.

Por otro lado, y aunque te sorprenda, la ducha puede jugar un papel fundamental en la decoración del aseo. Y es que, muchos decoradores suelen recomendar evitar adornos y cuadros en los cuartos de baño para no restar espacio a la habitación y no sobrecargarlo, dándole una sensación de limpieza y armonía. Pero varias empresas se han puesto manos a la obra, y han visto en las mamparas de baño un valor sin explotar para el arte y la decoración de los cuartos de baño.

Es el caso de DUSCHO ART, por ejemplo, que crea mamparas de diseño con estampados que son una auténtica obra de arte. Este tipo de detalles, son los que otorgan un valor incalculable a las habitaciones de tu casa, por eso, son una opción a tener en cuenta.



Siguiendo con las demás zonas del baño, el suelo y las paredes, también son un gran valor. El empleo de baldosas es siempre un acierto, ya que, proporciona armonía, aunque si eres de los que arriesgan, existen otros estilos rústicos o barrocos que funcionan bien con la estética adecuada.

Por último, lo recomendable para amueblar un baño es siempre evitar grandes muebles. Por eso, se debe aprovechar al máximo el espacio que otorga el mueble del grifo, y las paredes, colocando estantes. Estos deberán seguir la estética que has escogido para el baño, y de esta manera tendrás una habitación que otorga valor a toda tu vivienda.