Cosas que no debes guardar nunca en el cuarto de baño y no lo sabías

El cuarto de baño no es el mejor lugar para que guardes según qué cosas. La humedad o los cambios de temperatura son frecuentes y pueden acabar con muchos objetos. Si quieres descubrir algunos, no dejes de leer.



1. Medicamentos


Los fármacos pueden ser realmente sensibles, por lo que el baño no es el mejor lugar donde guardarlos. Si eres de los que cuentan con un botiquín en este espacio de la casa, plantéate ponerlo en otra estancia de la casa. La humedad y los cambios de temperatura pueden hacer que se vuelvan ineficaces o que caduquen antes. ¡Mucho cuidado!

2. Objetos metálicos


La oxidación es el verdadero enemigo de muchos metales. Literalmente se desintegran, así que, el baño no es el mejor lugar para mantenerlos secos. Bisutería, móviles o incluso las maquinillas de afeitar no deben permanecer en el baño o se resentirán por la humedad reinante. ¿Sabías que el cuarto de baño es el lugar más húmedo de un hogar?

3. Libros y revistas


Es muy probable que más de una vez hayas olvidado el libro que estabas leyendo en el baño y, cuando volviste a buscarlo, estaba deformado. La humedad deteriora el papel, por lo que tampoco es el mejor lugar para las revistas. No solo puede hacer que pierdan la tinta o que las páginas se hinchen, al final acabarán siendo colonias de hongos. Si eres un bibliófilo auténtico, los libros a la estantería.


4. Maquillaje y perfumes


Es muy común dejar el maquillaje y el perfume en algún armario del baño. La opción de guardarlo ahí puede parecer muy buena, pero no lo es tanto. El ambiente húmedo y los vaivenes de la temperatura harán que pierdan facultades. Con el tiempo, el perfume se oxida y varía su aroma, y tambien acabarás por maquillarte con colores que han perdido su intensidad. Si buscas tenerlos al alcance y siempre perfectos, mejor que permanezcan en el tocador de la habitación o en el vestidor.

5. Toallas


Puede parecer ilógico que las toallas no se puedan guardar en algún mueble del cuarto del baño. ¡Es de lo más común! Sin embargo, si no están bien aisladas y están expuestas a la humedad no estás más que fomentando un buen y robusto cultivo bacteriano, que aprovecha la humedad que retienen las toallas para medrar. Lo mejor que puedes hacer es ventilar bien el baño o secar las toallas tras cada uso, pero guardarlas en otro lugar.



6. Cepillo de dientes


No es que no se pueda guardar en el cuarto de baño, pero no es aconsejable dejarlo expuesto en el lavamanos o en un vaso. Muchos estudios han desmostrado que más de la mitad de los cepillos de dientes que están al aire en el baño contienen restos fecales y bacterias debido a salpicaduras y a la humedad constante. Lo mejor es dejarlo en algín estuche para cepillos de dientes o guardarlo en un armario que quede bien cerrado.

El cuarto de baño no es un almacén


Como has podido ver, la humedad y los cambios de temperatura afectan a muchos objetos que seguro están en tu baño ahora mismo. Desde las toallas limpias hasta los medicamentos deben permanecer alejados. ¿Los motivos? Por un lado cuidas tu salud y, por otro, evitas que estos objetos acaben estropeados por las condiciones del baño.