Toalleros eléctricos: estilo y confort en el cuarto de baño

 
Con la llegada del invierno una ducha caliente siempre apetece, aunque la salida puede que no sea tan agradable por culpa del frío. La tecnología busca siempre soluciones para proporcionarnos más confort en nuestras acciones cotidianas, y en este caso queremos hablar de los toalleros eléctricos. Estos accesorios son muy útiles durante todo el año, pero especialmente en invierno apreciamos todas sus ventajas. ¿Quieres descubrirlas?

1. Toallas calientes


Seguro que esta es la que más te interesa en esta época del año. Si bien puedes controlar la temperatura del baño con el termostato, nada como terminar una ducha caliente y envolverte también en una toalla calentita. El remate perfecto de un buen baño para combatir el frío invernal.

 

2. Secan las toallas usadas


Pese a que no es muy recomendable dejar una toalla mojada en el baño, ya que tardará mucho en secarse y con la humedad pueden acumularse bacterias, es una costumbre muy extendida. Con un toallero eléctrico no tendrás que preocuparte de si está mojada o no, ya que se encargará de secarla. Alcanzan potencias de entre 89 y 223 W, por lo que las secarán rápido y sin problema alguno.


3. Son muy estéticos


Hay diferentes modelos que dan la impresión de ser un ornamento más del cuarto de baño y casi pasan desapercibidos. Algunos poseen un toallero bajo con cristal, lo que les convierte en una gran elección para un baño pequeño. Si no te atrae esta opción, el modelo típico posee diferentes rejillas y ocupa poco más de un metro. Una opción más visible, pero igualmente útil y decorativa, ya que dará un toque distintivo al baño.

4. Es posible regular la temperatura


La mayoría de los modelos existentes cuentan con su propio termostato, por lo que puedes seleccionar la temperatura que te apetezca, según tu gusto o la época del año. De esta manera, instalarlos es apostar por un pequeño aumento de la comodidad en el baño. Se acabó salir de una ducha cálida al entorno gélido del baño, los catarros por este motivo serán cosa del pasado.



5. No ocupan espacio


Son aparatos que, ya sea colocados en vertical u horizontal, apenas ocupan volumen. Sí que destacarán en la pared donde se instalen, pero son aparatos realmente finos y estilizados, podríamos decir que han sido diseñados para ocupar lo mínimo sin perder funcionalidad y prestaciones. Poseas un baño grande o uno pequeño, un toallero eléctrico no molestará.

Calor invernal


Como has podido ver, los toalleros eléctricos cuentan con grandes ventajas. En el invierno son un gran aliado en la lucha contra el frío, pero seguirán siendo igualmente prácticos a lo largo del año. Además, son un elemento decorativo muy original. ¿Qué más se puede pedir?

Los 5 elementos olvidados al comprar una mampara de baño

  • Con la adquisición de una mampara, el cliente debe tener en cuenta toda una serie de factores que le garantizarán un buen funcionamiento. 

  • El vidrio debe soportar temperaturas de hasta 720ºC 

     



Una mampara se convierte en un elemento más de decoración de un baño, a parte de ser un producto que aporta seguridad a las personas. El vidrio y el aluminio constituyen los componentes visuales más importantes y que llaman más la atención del comprador. Pero, además de la estética, la mampara debe cumplir con unas funciones técnicas, que en la mayoría de veces no se tienen en cuenta y se convierten en fundamentales para su buen funcionamiento y durabilidad. En Duscholux hemos elaborado una lista de los principales elementos que se deben tener en cuenta a la hora de adquirir una mampara de baño:

  • Normativas: la EN 14428:2016 es la norma reguladora que especifica los requisitos relativos a las mamparas de uso oméstico. Esta legislación establece que el producto, cuando está instalado de acuerdo a las instrucciones del fabricante, ofrece unas prestaciones satisfactorias cuando se emplea para su uso previsto.
  • Estanquidad: es una de las funciones principales de una mampara de baño. Por ello, debe adaptarse a las medidas correctas del plato de ducha o de la bañera para evitar que se filtre agua por las juntas, provocando daños en el producto y sin garantizar la seguridad.
  • Durabilidad: antes de su compra, el consumidor debe tener en cuenta los ciclos de apertura y cierre del producto ya que, con un buen mantenimiento y uso correcto, se puede alargar la vida útil hasta los 35.000 ciclos (unos 2 años de uso diario en una familia de 4 personas).
  • Materiales: su calidad se convierte en el elemento clave para conseguir la máxima durabilidad. El vidrio y el aluminio son los materiales con más protagonismo en la mampara, además de la silicona y los embellecedores. Para asegurar un uso óptimo, se recomienda que el vidrio pueda soportar un calentamiento de 720ºC y un enfriamiento brusco en sus dos caras. El aluminio, que se usa especialmente en la perfilería, debe ser anodizado, para garantizar una mayor resistencia y durabilidad.
  • Limpieza: aunque caiga agua y jabón en la mampara en cada uso, la limpieza y cuidado diario es muy importante. Por eso, existen productos específicos, como FeelNet 3D, un tratamiento antical para proteger el vidrio ante salpicaduras desarrollado por Duscholux. A la hora de la limpieza se deben evitar productos corrosivos que dañen y envejezcan prematuramente la mampara.

Beneficios de la cromoterapia en la ducha



Muchas personas desconocemos los beneficios de la cromoterapia en la ducha. Esta terapia consiste en disfrutar de un baño de color: estos colores tienen una gran fuerza para irradiar energía lumínica, lo que puede suponer una ventaja importante para nuestro estado de ánimo y calidad de vida.

¿Quieres saber más detalles sobre la cromoterapia? A continuación te los contamos.

La cromoterapia: todo lo que necesitas saber


¿Sabes qué objetivo tiene esta técnica? Estimular nuestras sensaciones para lograr restablecer los desequilibrios que nos provoca el estrés diario, contribuyendo a que contemos con un estado de ánimo más positivo.

En esta terapia cada color cuenta con beneficios propios, como te detallamos a continuación.

¿Para qué sirve cada color de la cromoterapia?

  • el naranja y el rojo son estimulantes y combaten el cansancio y mejorar el estado de ánimo
  • el amarillo nos llena de energía
  • el verde potencia la calma y naturaleza
  • el azul es sinónimo de tranquilidad o sentimiento de paz y relaja y despeja. 


Los beneficios sobre nuestro bienestar


Esta técnica se basa en un principio por el cual los colores y la energía se encuentran en armonía, ejerciendo de referencia energética y actuando sobre el cuerpo, las emociones y el espíritu. Las vibraciones que emiten los colores estimulan el organismo, influyen en el bienestar y presentan acciones curativas.

¿Cómo actúa en nosotros?


Cada color es una onda de luz que vibra con frecuencia. Estas vibraciones afectan a nuestros órganos y células. Eso sí, la acción del calor puede ser difusa: en un entorno de un color, llega a actuar de forma continuada sobre el equilibrio o las emociones.

Los colores activan, entonces, la fabricación de hormonas que son necesarias para lograr la armonía corporal, remediando carencias que nos provoca el ritmo de vida acelerado y el estrés diario.

¿Cómo debes adaptar tu ducha para disfrutar de esta terapia?


El color en los baños se encuentra presente en la decoración de interiores. Usando tecnología puntera siempre se pueden crear espacios atractivos. Por ello, se pueden aplicar rociadores y luces LED en la ducha de diferentes colores, que podamos modificar cuando queramos y, además, puedan suponer un ahorro energético importante mes a mes.

En este caso, los rociadores fusionan diferentes tonos de color con diferentes distintas salidas de agua, ya sea en cascada, lluvia o columna. Esta "explosión" de emociones provoca que el agua sea un elemento fascinante.

Por otro lado, el plato de la ducha no debe contar con grandes modificaciones. Se debe tener en cuenta que para disfrutar de una ducha "de color", la ducha debe ser pausada y no rápida.

¿Quieres disfrutar de la cromoterapia? Es una buena forma de relajarte con el agua y, de paso, convertir la higiene diaria en un momento de relax. Gracias las a luces LED podemos disfrutar de esta terapia, ahorrando y sin preocuparnos por la factura.

Cómo proteger y mimar a tu bebé durante el baño


Cuando por fin llega ese mágico momento en el que tienes que bañar a tu bebé por primera vez, es normal que los temores e inseguridades se apoderen de ti. Comienzas a preguntarte acerca de la temperatura adecuada del agua, de cómo sostenerlo correctamente o de qué riesgos puede correr tu bebé en caso de que tuvieses una pequeña distracción.

El principal secreto para que la experiencia de bañar a tu bebé sea divertida, y sobre todo segura, reside en poseer la bañera perfecta.

Tipos de bañera para tu bebé


Debido a que los cuartos de baño solo están pensados para ser usados por adultos, la dificultad para asear a un bebé se acrecienta enormemente. Afortunadamente, existen diferentes tipos de bañeras adaptables que convertirán ese momento en un acto de amor maravilloso y único.

Bañeras adaptables a la ducha, bañera o pica


Si deseas bañar a tu pequeño cómodamente, es imprescindible que cuentes con un accesorio que pueda ayudarte a evitar cualquier tipo de riesgo. Hay diferentes tipos, materiales y formas de bañeras para bebé:

De plástico rígido: son resistentes y sencillas de limpiar. Pero también son más voluminosas e incómodas la hora de tener que guardarlas.
 
De tela: menos resistentes, pero más fáciles de guardar. Tardan bastante tiempo en secarse.



Plegables: se pueden aplanar, por lo que es más fácil mantenerlas recogidas en cualquier rincón cuando no se usan. Asimismo, puedes desplegar solo una parte para ubicar al bebé en una posición más vertical.
 
Hinchables: una vez usada y seca, les quitas el aire y no te ocuparán apenas sitio. Eso sí, has de tener siempre a mano un hinchador.

Ergonómicas: suelen ser más caras que las anteriores, pero se adaptan perfectamente al cuerpo del pequeño.

Bañeras-cambiador con patas: ideales para secarlo y vestirlo sin tener que salir del baño. Las hay de madera o de metal. Si no tienen los pies plegables, requieren de bastante espacio para ser guardadas.
 
Muebles con lavabo integrado: tienen la ventaja de que podrás lavar a tu bebé en su propia habitación.

Adaptables a la pica: Ideales para la seguridad de los bebés más pequeños.

¿Qué condiciones debe tener tu bañera ideal?


La bañera perfecta para tu bebé ha de reunir algunos requisitos importantes para que el baño se convierta en una experiencia segura y placentera:
  • Cumplir estrictamente con la normativa de seguridad.
  • Adaptarse al espacio que tengas disponible.
  • Alturas regulables.
  • Tubo de desagüe resistente.
  • Superficie antideslizante para evitar resbalones.
  • Bolsillos laterales para tener a mano los elementos de baño.
  • En caso de tener ruedas, que estas posean un sistema de frenado.

Como has visto, existen muchos modelos de bañeras para tu bebé en el mercado. El ideal será aquel que mejor se adapte a tus necesidades, siempre pensando en la máxima seguridad y en el espacio disponible.