Sanitarios suspendidos: una tendencia en auge

FRANCK & CO

Respecto a los inodoros clásicos, los inodoros suspendidos presentan algunas diferencias, puesto que no tienen base en el suelo y cuentan con unas proporciones más reducidas, así como mayor elegancia en cuanto a diseño.


Los inodoros suspendidos se han convertido en una tendencia que cada vez gana más adeptos en la actualidad. Con una cisterna integrada en la pared y líneas puras e innovadoras, esta clase de inodoro permite aprovechar al máximo el espacio del baño. De hecho, tan solo ocupan 48 centímetros, frente a los cerca de 70 centímetros que necesitan los inodoros convencionales. Por tanto, ante la falta de espacio de muchos hogares, resultan una excelente solución que aúna funcionalidad y una estética muy atractiva.

Diseño y funcionalidad


Al aprovechamiento de los metros disponibles en el baño, se añade la comodidad a la hora de realizar la limpieza del aseo, así como la sensación de amplitud que proporcionan. Además, dotan a toda la estancia de un aire de modernidad muy acorde con nuestros tiempos, más aún si nos decantamos por los diseños elegantes de los modelos más actuales.

FRANCK & CO

Y es que, estéticamente, este tipo de inodoros resultan muy atractivos, con un aspecto más ligero y minimalista en comparación con los sanitarios pegados al suelo. Para la sujeción de los sanitarios suspendidos en necesario colocar unos soportes en la pared que se encargan de sujetarlo y evitar su vuelco. Hoy en día, los sistemas de sujeción garantizan la misma durabilidad y resistencia que los inodoros comunes.

La cisterna, por su parte, también queda oculta en la pared, por lo que el elemento gana mucho en estética. Todo ello, sin olvidarnos de la facilidad de limpieza que ofrecen, ya que se suprimen ángulos y rincones de complicado acceso.

Conviene recordar que es necesario que la pared tenga un espesor mínimo para poder integrar la cisterna. En este sentido, hay cisternas muy compactas que tan solo necesitan 8 centímetros disponibles en el interior del tabique.

Un extenso catálogo y diferentes alternativas de montaje


Una alternativa empleada en la actualidad para alojar a la cisterna empotrada es la creación de un murete que, además de servir de elemento decorativo, puede ser muy funcional, puesto que tenemos la posibilidad de incorporar una repisa para colocar elementos de higiene personal. Además, existen múltiples diseños de pulsadores, por lo que podemos elegir uno perfectamente acorde con la estética del cuarto de baño.



La apuesta de las principales marcas por los sanitarios suspendidos es firme, con cada vez mayor número de diseños e innovaciones tecnológicas. Así, dentro del extenso catálogo de inodoros suspendidos, puedes encontrar formas geométricas y orgánicas, donde las líneas curvas y redondeadas logran una agradable sensación de limpieza visual y armonía estética, dotando de un aire contemporáneo al conjunto de la estancia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario