La decoración de los baños rústicos

Los baños rústicos son unas de las últimas modas del mundo de la decoración de interiores. Pero conseguir el estilo rústico perfecto puede resultar un tanto complicado. Por eso, te traemos las bases de esta tendencia, listas para ser aplicadas en tu hogar.

 

Claves para conseguir el baño rústico perfecto

Lo primero que debes saber es que este tipo de decoraciones funciona mejor en casas que ya tienen un estilo rústico natural. No es preciso que se trate de casas de campo, pero cualquier vivienda que ya tenga elementos como el ladrillo caravista o use las vigas como elementos decorativos conseguirá un diseño más uniforme, si el baño también está inspirado en este estilo.

Colores y materiales

Uno de los fundamentos del estilo rústico es la selección de materiales. Los baños en madera y con elementos decorativos metálicos (por ejemplo, en la grifería) son los preferidos de esta tendencia. Combina estos materiales con otros de origen también orgánico, como la piedra (para el lavabo, por ejemplo).

Si estos elementos se escapan de tu presupuesto, no olvides que existen azulejos y láminas que simulan estos acabados rústicos, ideales para paredes o suelos. Es una alternativa más sencilla y que requiere mucha menos obra para conseguir un baño en este estilo.

Debes mantener la paleta de colores todo lo neutra que puedas. Da preferencia a los tonos cálidos, dentro del espectro neutro, como los marrones, beiges y ocres. Los tonos blancos son también muy importantes, pues dan toda la luz que nuestro baño necesita.

Cómo dar el toque rústico con los muebles

Cuando sea el momento de escoger los muebles, recuerda que un solo elemento puede cambiar por completo el diseño de la estancia. Por ejemplo, dar preferencia a una bañera (sobre todo, si es de estilo vintage), sobre un plato de ducha, puede ser lo que marque la diferencia.

Abandona el plástico y escoge estanterías en madera o cajas de mimbre para usar como almacenamientos. Además, puedes añadir otros toques retro, escoger soportes para la iluminación de inspiración decimonónica o apostar por armarios y encimeras tipo vitrina y con puestas acristaladas.



Detalles: más allá de la funcionalidad

Pero, si algo caracteriza a un baño rústico, es ir más allá de los elementos puramente funcionales. Aprovecha para dar toques de color con plantas y flores o pon un punto de atención, colocando un jarrón en una zona estratégica del baño. Cada detalle cuenta. Por eso, te animamos a pasarte a las pastillas de jabón y champú, para evitar los accesorios de plástico a toda costa.

Estos son los básicos para conseguir baños rústicos. No olvides que el estilo rústico puede combinarse con otras tendencias (vintage, moderna, retro...), así que puedes combinar estas claves con otros elementos decorativos, según tu elección, y conseguirás un acabado totalmente personalizado.

Las caídas en el baño causan el 66% de los accidentes domésticos en la tercera edad


  • La OMS recuerda que las caídas son la 2ª causa mundial de muerte por lesiones accidentales o no intencionales: más de 600.000 personas pierden la vida cada año por este motivo.

  • Duscholux recomienda tomar medidas en el baño como por ejemplo la instalación de platos de ducha antideslizantes o instalar puntos de agarre para las personas mayores. 




La salud de las personas mayores en el hogar constituye un termómetro de la calidad de vida de un territorio, especialmente en un país como España, con una de las poblaciones más envejecidas del mundo, donde hay 8,64 millones de personas mayores de 65 años (el 20% de la población). Además, la de España es una población extraordinariamente longeva (la esperanza de vida es de 83 años, sólo por detrás de Japón). En territorio español ya hay 15.210 personas que suman 100 años o más, el triple que en el año 2.000.

En este contexto, las caídas en casa representan una amenaza seria, y todos los estudios apuntan a que el baño es el escenario más conflictivo en este sentido. Duscholux ha recopilado los datos más relevantes sobre este asunto; todos ellos proceden de estudios e informes elaborados en diferentes puntos de España y del ámbito internacional. Estos son algunos de ellos: 
  1. En España hay 1.933.200 personas mayores de 65 años que viven solas, según datos de la Encuesta Continua de Hogares 2017 del Instituto Nacional de Estadística. Esta circunstancia los convierte en personas especialmente vulnerables. 
  2. Un 50% de los mayores de 80 años, y un 33% de los mayores de 65, sufre al menos una caída doméstica cada año, según pone de relieve un informe del Programa de Prevención de Caídas y de Fractura de cadera de la Unidad de Densitometría Ósea (DXA) de Reumatología del hospital Marina Baixa de Alicante. 
  3. Las caídas son la segunda causa mundial de muerte por lesiones accidentales o no intencionales, según el Informe Mundial de la OMS sobre la prevención de caídas en las personas mayores, publicado en agosto de 2017. Se calcula que cada año se producen 646.000 muertes por caídas en todo el mundo. 
  4. El 66% de los accidentes domésticos que sufren las personas de la 3ª edad suceden en el lavabo, según un informe desarrollado por la Federación de Radios Locales de Cataluña en colaboración con la empresa Mundoabuelo. 
  5. La prevalencia de caídas está relacionada con la situación de viudedad, el hecho de vivir en soledad, un nivel de estudios más deficitario y con menores ingresos económicos. Así lo puso de relieve el estudio Factores de riesgo de caídas en ancianos: revisión sistemática, de Da Silva y Gómez-Conesa. 
  6. Las caídas son la causa de un 70% de las muertes de personas mayores de 75 años, según el Estudio de Prevención de Caídas en Personas Mayores, publicado por la Junta de Andalucía. 
  7. Este mismo estudio asegura que el 70,8% de las caídas se producen dentro del hogar. Además, el 73% de las personas que se han caído, manifiesta su miedo a volver a caerse, lo que conduce a estados de ansiedad o angustia. 
  8. En relación al dato anterior, hay 3 factores que pueden dar lugar a una espiral favorecedora de caídas: el miedo a caer, los síntomas depresivos y la discapacidad básica. Así lo asegura el estudio Prevalencia y factores asociados a caídas en adultos mayores que viven en la comunidad, publicado en 2015 por las investigadoras Ana Lavedán, Pilar Jürschik, Teresa Botigué, Carmen Nuin y Maria Vliadrosa. 
  9. 1 de cada 4 ancianos sufrieron al menos una caída en el último año, según el estudio citado en el punto anterior. 
  10. El 80% de las muertes por caídas corresponden a personas con edades superiores a los 74 años. Así lo destaca el estudio Las caídas en los mayores de 65 años: conocer para actuar, realizado en el ámbito de Catalunya por la subdirección general de Planificación Sanitaria del Departamento de Salud de la Generalitat de Catalunya. 

Medidas de prevención 

 

Plato de ducha Duscholx con Certificado de antideslizamiento.

 

Como medidas de prevención, además de unos hábitos saludables y un control médico permanente, Duscholux recomienda tomar medidas como por ejemplo platos de ducha antideslizantes, instalar puntos de agarre para las personas mayores y estructuras sólidas que impidan la zozobra o la inestabilidad de las mamparas.

Puedes consultar todas estas opciones en Duscholux.es

Después de entrenar, ¿ducha caliente o fría?

 

La ducha después de un entrenamiento es un momento de intenso bienestar, sobre todo si el ejercicio físico ha sido intenso. Y no solo por el aspecto higiénico, que es imprescindible. También por la relajación que supone tanto física como mental.

 


Alguna vez te habrás preguntado cuál es la temperatura ideal para la ducha postejercicio. A veces, apetece tomar una ducha fría, especialmente si estás sudando y sofocado por el entrenamiento.

Pero, ¿es lo mejor para tu cuerpo?

 

Beneficios del agua caliente


El agua caliente contribuye a aumentar el riego sanguíneo. También favorece el drenaje de la piel, que quedará limpia y suave. Si tienes alguna zona del cuerpo especialmente trabajada, con el agua caliente se recuperará de forma efectiva.

Aporta una gran sensación de relajación y bienestar. Además, reduce la posibilidad de acumulación de ácido láctico.

Beneficios del agua fría


Tomar la ducha con agua fría te ayudará a la recuperación del ritmo cardiaco. Ayuda a la contracción de los vasos sanguíneos, por lo que si tienes algún tipo de inflamación será muy beneficiosa. Tonifica la piel, dejándola suave y tersa.

Además reduce la inflamación de los músculos que has trabajado, ya que el frío ayuda a contraer los vasos sanguíneos. Reduce el dolor muscular producido por el sobreesfuerzo.

Lo mejor: combinar agua fría y caliente en baños de contraste

 

Si ambas opciones son beneficiosas para tu cuerpo, lo mejor que puedes hacer es combinarlas. Aquí te proponemos una forma de alternar la temperatura del agua para obtener el máximo beneficio físico durante la ducha. Son los llamados baños o duchas de contraste.

- Comienza con agua caliente a más de 40 ºC durante un máximo de 4 minutos, siempre con precaución para no quemarte.

- Pasa al agua fría durante 2 minutos. Si te resulta difícil de soportar, empieza aguantando un minuto la primera vez.

- Repite el mismo proceso tres o cuatro veces para acabar con la ducha de agua fría.




Otros consejos antes de ducharte después de hacer ejercicio


Cuando termines el ejercicio comprobarás que continuas sudando. Espera veinte o treinta minutos después del ejercicio para meterte en la ducha, así durante este tiempo el cuerpo volverá a su temperatura normal y recuperará el ritmo cardíaco habitual.

Debes tener en cuenta que una ducha de agua fría no es recomendable si tu temperatura corporal es muy alta. Por eso debes hacerlo siempre de manera controlada, para beneficiarte del efecto multiplicador que tiene sobre tus músculos el agua fría.

Durante el tiempo de entrenamiento tu cuerpo puede alcanzar los 38 ºC. Si le aplicas agua muy fría de una forma brusca puedes sufrir una descompensación térmica que desencadena un problema circulatorio o un cambio drástico en tu presión arterial.

Siguiendo estos consejos, la ducha después de entrenar será sumamente reparadora.