Elimina las barreras arquitectónicas en el cuarto de baño

Los cuartos de baño no son los espacios más amplios de las casas. Además, hay diferentes elementos que constituyen auténticas barreras arquitectónicas para algunas personas con movilidad reducida. Lo ideal es contar con un espacio despejado por el que se puedan mover con comodidad todas las personas que viven en la casa y que tienen que usar el cuarto de baño con frecuencia.

Cambia la antigua bañera por una ducha

Para mejorar la accesibilidad lo primero que debes hacer es sustituir la antigua bañera por una ducha. De ese modo, se facilita la posibilidad de bañarse a cualquier persona, mayor o con algún tipo de discapacidad (ya sea permanente o transitoria). Lo ideal es colocar un plato de ducha al nivel del suelo, aunque no siempre es posible. Pero eliminar cualquier escalón siempre facilita el movimiento.

Piensa también en las mamparas, ya que tienen que dejar espacio suficiente para acceder al plato. Las mamparas con puertas fraccionables son una solución efectiva para ayudar a una persona mientras se ducha. Estos modelos se pueden dividir en una parte superior y otra inferior, que se abren y cierran de forma independiente. Así, puedes mantener la parte baja cerrada mientras abres la parte de arriba. Se pueden encontrar en una o varias hojas.

Mampara de puesrtas fraccionables Duscho Family
Duscho Family de DUSCHOUX

Despeja el espacio para una mayor movilidad

La silla de ruedas puede servir como medida universal para la puerta y el espacio del cuarto de baño. Si necesitas atender a una persona con discapacidad, tendrás que contar con un lugar en el que poder moverte con facilidad. Lo ideal es que la puerta de entrada se abra hacia fuera o que sea corredera. Eso facilitará el acceso y los movimientos en el interior.

El suelo antideslizante es una de las mejores soluciones para evitar resbalones y golpes. Es fácil de colocar y se puede elegir en diferentes acabados, por lo que no tendrás problema para que quede perfecto con la decoración.

Mobiliario de fácil acceso

El mobiliario es importante en el cuarto de baño para poder guardar todo tipo de útiles de aseo, ropa, etc. Los muebles tienen que estar accesibles de forma cómoda, ni muy altos ni abajo. En este sentido, lo ideal es no colocar un mueble debajo del lavabo, porque eso dificulta que las personas con silla de ruedas puedan lavarse con facilidad. Los grifos de fácil apertura y en el centro permiten un uso más cómodo.

Mampara con puertas plegables de DISCHOLUX

Del mismo modo, es aconsejable instalar unos inodoros suspendidos. La cisterna baja permite apoyar la espalda.

Dedicar un poco de tiempo a pensar en toda la disposición te permitirá exprimir al máximo los metros que tienes disponibles. Elimina aquellos accesorios inútiles y deja solo lo que realmente utilizas para crear un cuarto de baño cómodo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario